Categoría: Temas lamentables

7 días en Japón: Tokio

7 dias en Japón Tokio blog 800p

Aquí está el esperado 7 días en Japón: Tokio

Me ha costado “parirlo” pero por fin lo tienes aquí en forma de reportaje doble. Han sido muchas horas de edición pero creo que ha quedado una cosa bastante simpática, más teniendo en cuenta que todo lo que aparece en el vídeo- salvo la locución- es completamente improvisado.

La duración, ninguna tontería, unos 50 minutos repartidos en ambos vídeos.

En el primero de ellos, saldremos desde Kobe para llegar en tren bala- shinkansen– a la estación de Shinagawa, nos daremos una vuelta por Shibuya, comeremos sushi y nos dirigiremos a Harajuku. Una vez terminada la visita a la calle Takeshita, pasaremos por el templo Meiji, y tras recorrer Omotesando nos dirigiremos a Shinjuku. Cenaremos en Kabukichou, nos asomaremos al mirador del gobierno metropolitano de la ciudad y finalmente dormiremos en un hotel muy especial.

Sigue leyendo

Otro puñado de reglas no escritas

Skirt japonesa falda

El verano pasado redacté un post que tuvo bastante buena acogida.

No era más que una lista de normas no escritas, impresiones mías sobre el comportamiento de la gente en este país o sobre el funcionamiento de ciertas cosas aquí.

Como ya sabrás, prácticamente de primera mano, si viste el video de mi viaje a Shiga, invierto mucho tiempo en desplazamientos en tren, así que se ha convertido en una costumbre llevar conmigo una pequeña libreta para apuntar aquellas cosas que me llaman la atención para luego poderlas utilizar en posts como éste.

Ser extranjero en Japón, el papel de la mujer en la sociedad, consumismo, supersticiones y otros temas interesantes te esperan si continúas leyendo.

Sigue leyendo

Una bolsa Boston azul oscuro

taxi

Hace unos cuantos meses, adelanté- con la boca demasiado abierta- que iba a empezar a dramatizar una serie de sucesos criminales reales japoneses, dándoles forma de relato corto. Tenía muchas ganas de hacerlo y probar suerte en este nuevo formato, pero una serie de circunstancias- gran parte de ellas laborales- me han hecho ver que es realmente complicado que pueda hacer algo medianamente aceptable con el tiempo disponible del que dispongo. 

Aún así, como sería una pena que se perdieran estos casos que ya tenía recopilados, te los contaré de una forma mucho más accesible para mí, periodística. En aquellos casos donde la información brille por su ausencia, me tomaré alguna pequeña licencia.  He desempolvado alguno de los libros que utilizábamos en las asignaturas de redacción periodística en la facultad, a ver que tal se me da.

Empiezo hoy con un caso que no dio a la vuelta al mundo pero que me puso los pelos de punta…

Sigue leyendo

Los placeres del barrio rojo de Tobita

barrio rojo Tobita
Si hay algo que me ha impactado, que me ha dejado “tocado” desde que vivo en Japón, ha sido Tobita Shinchi, el barrio rojo de Osaka y me atrevería a decir, de Japón.

Recuerdo perfectamente aquella tarde que cogí la bicicleta y me dirigí a Shin Sekai.

Me habían contado que por ahí cerca era fácil encontrarse con prostíbulos, e incluso con mujeres invitando a los clientes de la más antigua de las profesiones y, como no, tenía que comprobarlo por mí mismo.

Salí del principal shoutengai– pasaje comercial- del barrio y me encontré de cara con la realidad, la cual superaba con creces mis expectativas.

Sigue leyendo

Peleas de perros en Japón

Touken

Hoy me he tomado el desayuno de muy mala leche.

A raíz de una noticia, mi mujer me ha comentado que las peleas de perros son legales- en la mayoría de prefecturas del país- y con la sangre a 200 grados me he puesto a a buscar información sobre el tema.

Por desgracia, he de decir que, aunque me ha impactado un poco, no me ha sorprendido en absoluto, porque, en nuestro querido Japón, la falta de sensibilidad hacia los animales está a la orden del día- no hace falta hablar de la caza de ballenas u otras actividades.

Sé de antemano que es un tema muy delicado, vengo de un país donde hasta hace dos días se lanzaban cabras desde un campanario y el debate de las corridas de toros es el cuento de nunca acabar. Aunque el maltrato animal es INDEFENDIBLE, le pese a quien le pese, siempre va a haber posturas que defiendan el respeto a la tradición o la predisposición y origen de algunos animales. También está quien considera el hecho de sacrificar animales para alimentarse como una forma de maltrato. Yo no voy a meterme en este tipo de debates. Lo que si que voy a defender es que utilizar animales para lucrarse o para divertirse me parece una completa soplapollez y quien disfrute de este tipo de actividades es igual o más gilipollas que quien las organiza ¿No te gusta lo que lees? Te invito a cerrar la ventana del navegador.

Sigue leyendo