Etiquetado: vida nocturna japonesa

La realidad de los clubs de “hostess” japoneses y como empezar en 6 pasos

night works

El otro día volviendo de Umeda con la bicicleta pasé por Dotombori, y atravesé una de las calles más conocidas en el ambiente nocturno de Osaka. Allí fue donde tomé la fotografía de este curioso local de información, dirigido a hombres que quieren visitar diferentes clubs y no saben muy bien cual elegir. No he entrado nunca pero imagino que allí suministrarán información de primera mano sobre como son las chicas disponibles en los clubs, sus gustos, sus medidas y todo tipo de detalles que se han de tener en cuenta cuando uno visita este tipo de locales. En definitiva, y como reza su eslogan, todo la información que el hombre necesita…

Haré aquí una pequeña parada técnica para deciros que lo que ocurre dentro de estos clubs no es prostitución y, aunque está prohibida, la prostitución se puede desarrollar después si las dos partes lo consienten. En este post hablé un poco del mercado del sexo en Japón.

Estas chicas “hostess” son en definitiva chicas de compañía que trabajan en los clubs para conversar con los clientes y conseguir que estos quieran permanecer en el local durante el mayor tiempo posible, consumiendo si puede ser, cosas caras.

Sigue leyendo

Anuncios

Tetas, robots y tambores en Shinjuku

Roboto

Si hay algún calificativo que case a la perfección con Japón (además de tradicional o friki) es “random”. Perdonadme el anglicismo, podría haber utilizado “aleatorio” pero me parece que el término “random” es mucho más acertado.

A veces las cosas en Japón pasan porque sí, o mejor dicho ¿por qué no?

No sé que estaba mirando Asami este mediodía, creo que alguna página de éstas de búsqueda de empleo cuando se ha encontrado con un restaurante muy especial. Está situado en el barrio tokiota de Shinjuku (aquí tenéis el capítulo pertinente de la video guía), concretamente en Kabuki-chou, el barrio rojo de la ciudad, y digo que es especial porque dudo mucho que los clientes que se acerquen allí estén pensando en comer ni que sepan lo que se van a llevar a la boca. No, allí se va a disfrutar de tetas y robots por partes iguales (en todos los sentidos, claro).

Seguro que habéis estado en algún restaurante en vuestro país con espectáculo de magia, o de Drag Queens, o visitado alguna discoteca con ambientación por todo lo alto. Nada comparado con la idea que tuvo un iluminado que se ocurrió juntar bonitas chicas japonesas, bien dotadas y vestidas de playa con robots (de rasgos femeninos) de casi cuatro metros de altura.

Sigue leyendo